El Concejo pospone temporalmente prohibir que se rechace cash en Nueva York Está previsto que le ley que penaliza a quienes no aceptan dinero se apruebe en un par de semanas

0
193

El Concejo de la ciudad ha pospuesto un par de semanas prohibir la creciente tendencia de que no se acepten monedas y billetes en los comercios, restaurantes y bares.

El martes estaba prevista la aprobación de un proyecto de ley que penaliza con multas de un máximo de $1,000 que solo se acepten pagos con tarjetas o celulares en restaurantes y comercios. En caso de que se reincida cada violación a la ley se sanciona con un máximo de $1,500. Este proyecto fue aprobado en comité el lunes y estaba en la agenda de la sesión plenaria del martes pero se decidió retrasar el voto.

Patrocinadores de esta ley, como Ritchi Torres y Rafael Espinal, han explicado que es necesario que se siga aceptando dinero para evitar la exclusión de miles de personas y familias enteras que carecen de cuentas bancarias o de quienes no son usuarios de los medios de pagos electrónicos.

Durante las audiencias los comerciantes y restaurantes que ya han adoptado esta política de cobros explicaron que gestionar pagos con dinero obliga a una más detallada contabilidad que alarga las horas de trabajo y es un imán para el robo.

Organizaciones de ayuda a consumidores de bajos recursos defendían que de no prohibirse esta tendencia de gestión de pagos la exclusión comercial de personas de bajos recursos va a ser una realidad en poco tiempo. Es algo que afecta muy especialmente a los inmigrantes indocumentados que tienen una mayor dificultad para tener transacciones bancarias y en los últimos años, sospechas y miedos. Se trata de una marginación más.

No hay datos oficiales recientes pero en 2013 y según un estudio del Urban Institute apinta a que casi el 12% de los hogares no tenían cuentas en un banco, más que la media nacional. Adicionalmente, 778,000 hogares tienen relaciones con los bancos pero también gestionan parte de sus necesidades financiera en servicios alternativos.

“Los latinos y los afroamericanos son los que más sufren cuando no se acepta dinero”, explicaba a este diario el concejal Espinal haciendo énfasis en los indocumentados que carecen de cuentas en bancos. Espinal dice que una de las comunidades por la que más lamenta esta tendencia de sociedad sin cash es por los ancianos “que viven con una pensión y dependen mucho del cash”.

“No hay muchos comercios que estén rechazando el cash”, aclaró el concejal pero es una tendencia, y recordó que otras ciudades como San Francisco y Filadelfia, además de estados como Nueva Jersey están prohibiendo que se rechace el dinero.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí